On screen

Cometa: Él, su perro y su mundo, la película mexicana independiente que inspira, motiva y educa.

Hacer cine en México puede llegar a ser complicado y más, si se trata de un proyecto que concientiza sobre los perros callejeros. Ese fue el gran reto del director, Leonardo Arturo (y su gran equipo), quién hoy, tiene su ópera prima por fin en carteleras.

A veces creemos que nuestros sueños son inalcanzables, pero lo único que necesitamos es que alguien nos enseñe el camino; muchas otras pensamos que madurar es dejar atrás tus sueños, pero en realidad, lo que significa es luchar por ellos.

El financiamiento de la película se dio a partir de Fondeadora, es decir fue un proyecto verdaderamente independiente, pero lo revolucionario es que aún sin tener grandes presupuestos la historia conecta de manera íntima con sus espectadores, sin caer en el cliché mexicano cinematográfico de albures baratos, desnudos y groserías sin ton ni son.

Desde una situación económica difícil, ‘Alberto’ interpretado por Louis David Horné, es un hombre que vive con su esposa (Lizzy Auna) y su hijo, pero la situación no ha sido fácil, ni siquiera con el ingreso de los dos han podido salir adelante. ‘Beto’ es un personaje soñador, tierno e inspirador, que parece no estar muy acostumbrado al mundo de los adultos, pues su verdadera pasión es contar cuentos, aunque ¿de sueños no se vive?

Sin pretensiones cinematográficas, y un lenguaje simple pero profundo, esta película provoca un arco emocional, una montaña rusa de sonrisas, de ternura y emoción, gracias a la colisión de dos seres que se encontraron justo en el momento más oportuno, cuando los dos necesitaban un compañero y amigo fiel. Cometa, es un ángel canino de cuatro patas que impulsa a Beto a recuperar todo aquello que creía perdido, desde sus sueños hasta su familia.

En el camino nos muestran un sinfín de aventuras, pero lo más importante es que nos concientizan sobre los perros, pues al principio ‘Cometa’ es un regalo de Navidad que es abandonado al crecer, y la falta de responsabilidad y compromiso hacen que termine en la calle abandonado por ‘su familia’.

Esto sucede muy a menudo y también la falta de esterilización hace que cada vez aumenten el número de perros que son abandonados. Por ello, Leonardo Arturo se inspiró y se comprometió a donar lo recaudado a Él Muro, una organización sin fines de lucro dedicada al bienestar de estos peludos, además de apoyar a otras asociaciones.

Los perros y animales de compañía tienen una misión con cada una de las personas que se cruzan y no es casualidad. Ellos te encuentran a tí, no tú a ellos. En los días más oscuros un lengüetazo de tu mejor amigo es lo que te inspira a seguir adelante y es precisamente ese amor incondicional el mensaje tan bien transmitido por Beto y Cometa en esta obra maestra que no te puedes perder.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s